Hábitos saludables que lamentarás no haber seguido: Cuidar tus oídos

28/11/2013

CUIDADO PERSONAL - Por SSVUV

La mayoría de nosotros no se preocupa de la pérdida de audición hasta que ya es demasiado tarde. Todos hemos asistido a un concierto, algunos trabajado con maquinaria ruidosa o pasado demasiadas horas escuchando música a todo volumen en nuestro iPod como si no hubiera mañana. Todo ese ruido daña los oídos. La pérdida de audición puede ser hereditaria o causada por enfermedades específicas, pero el ruido es un factor importante.

Foto de PJ


El ruido excesivo se reconoce como una causa importante de la pérdida de audición de jóvenes y adultos. La pérdida de la audición inducida por el ruido y el tinnitus puede ser temporal, pero puede llegar a ser permanente si la exposición al ruido continúa, o si el ruido es muy alto.

La pérdida de la audición inducida por el ruido se produce cuando se dañan las célusas pilosas del oído interno debido a la escucha de ruidos fuertes durante largos períodos de tiempo (como el día después de haber estado en una discoteca). Por lo general, la pérdida auditiva se desarrolla gradualmente. Ya que es indoloro, no te darás cuenta hasta que te encuentres subiendo el volumen de la TV para sólo escucharla. Con el tiempo, esto también puede conducir a un zumbido constante en los oídos conocido como acúfenos. Cada vez hay más gente con tinnitus, y la típica causa suele ser el no ponerse tapones en los oídos cuando se va a estar expuesto a un gran ruido durante cierto tiempo. Y tener un zumbido constante en los oídos puede ser muy molesto, y puede causar problemas a la hora de dormir.

Afortunadamente, protegerse no es ni caro ni complicado. Cuando planees estar en un ambiente ruidoso, usa tapones para los oídos. Aunque puedas sentirte como un tonto, sabes que deberías hacerlo. Las personas deben disfrutar de la música pero tratando de limitar su exposición mediante la reducción del volumen y / o limitar el tiempo. Sé consciente de tu salud auditiva y recuerda que si lo pierdes, no volverá.

Si no quieres tratar con audífonos cuando seas mayor, la protección de tus oídos puede disminuir significativamente las posibilidades de usar un audífono en el futuro. Si no tienes auto-control para limitar el volumen, los dispositivos reproductores suelen tener un ajuste para limitar el volumen. Si utilizas el móvil, puedes utilizar aplicaciones de terceros como limitadores de volumen.

Algún error en el artículo? Envíanos las correcciones por favor.

comments powered by Disqus